miércoles, 20 de junio de 2018

Rebelde sin pausa

Él era un alma insurrecta, enigmática. Su mente le ordenaba ir contra la corriente y por eso se había ganado la admiración de quienes tenia sometidos. Quien sería recordado como lo que siempre fue desde pequeño, un rebelde que escalo entre los rangos de su universo hasta ser el pináculo en su realidad. Un líder innato de zafados tornillos había caído ante el brutal frió del invierno, cual infierno congelado. 
Su madre había muerto a los segundos de haberlo dado a luz y su padre, rey de aquel reino, era chiflado de excéntricas ideas sobre el amor y la vida. Durante sus primeros años de vida fue sometido por desquiciado progenitor, quien lo creía mujer y por eso buscaba follarlo una y mil veces. 
Una noche intranquila, escondido en una suerte de cueva rectangular de piedras suaves, fue atacado por gigantes. Prisionero de ellos, cerró fuerte sus ojos. Entonces, al abrirlos se vio a sí mismo en un extraño universo, diferente al reino de su promiscuo padre. Se agradeció de no haberse permitido someter por él; sin embargo, a los segundos notó que no era el único en aquel reino. 
Durante los siguientes días, meses se dedicó a conocer aquel universo extraño de planetas rectangulares y planos, como alguna vez se creyó que fue la tierra. De la mano de un anciano que parecía de especie fue conociendo los diversos mundos de aquel lugar. 
Él vivía en el más pequeño planeta que estaba custodiado por una hermosa gigante a la cual enamoró sin descaro y pronto él era quien la contralaba. El anciano que conoció vivía en un universo más amplio el cual no tenía ninguna custodia pero era visitado por las noches por todo tipo de criaturas que despreciaba. Finalmente el último mundo era al cual había llegado luego de que fuera secuestrado, un lugar amplio y bullicioso. 
El anciano murió poco después de que él tomara el control del mundo de la gigante. Durante los siguientes meses batallo en el mundo que fue alguna vez el hogar del anciano y triunfo. Con el tiempo sometió a cada criatura de ese universo y su voluntad se impuso ante ellos. 
Eventualmente su mente toco fondo, pronto busco otro tipo de placeres. La conquista tocaba la puerta de su cordura. Había notado que las criaturas que le servían cuando escapan de él, iban por una suerte de vórtice helado, cálido, oscuro o claro según el tiempo avanzaba y luego regresaban. 
Una mañana luego de quitarle la comida a quienes le servían y atormentarlos se decidió a incursionar fuera de su universo. Fue atacado por gigantes y encerrado, pero nunca se dio por vencido hasta el final de sus días. 
Él era un rebelde sin causa, un conejo fanático de las manzanas como ningún otro. Un conejo que se impuso ante perros y gatos y los sometió.
Brownie fue quizás el conejo más excéntrico que el mundo tuvo la oportunidad de conocer, uno que descaradamente atormentaba gatos, asustaba perros y paseaba por toda la casa como si de su universo se trataba. 
Un 13 de Junio del 2018, mi mundo, nuestro mundo perdió su color. Un conejo que no contento con robarle el corazón a toda una familia buscaba expandir su territorio y cual dictador alemán fue derrotado en una guerra fría.








2 comentarios:

  1. Lamento mucho tu pérdida.
    El texto fue hermoso, me encantó.
    Los animales nos dan mucha vida y mucho amor.
    ¡Animo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, a mal tiempo buena cara.
      ¡Un abrazo!

      Eliminar